sábado, 4 de abril de 2009

EL NUEVO MODELO MUNDIAL


De El Manual de la Ascensión:


Hay un tema central en torno al cual gira toda la energía. Si volviéramos al principio mismo de la creación, este tema estaría allí presente también. Imaginen un nodo central de energía llamado creación. A partir de este centro de creación salen varias ramas o ramales de energía. Esos ramales están aún conectados al núcleo ya que comparten, y siempre compartirán, la vibración del nodo central. Pero cada ramal tiene también su propia y singular energía, ya que ha dejado el centro y ahora vibra un poco diferente. El plan original de la Tierra comparte este tema energético, al igual que todas las demás formas de creación. La tierra es también un ramal, así como un nodo central. En lo que respecta a la tierra como un nodo, existirán ciudades (o ramales) de luz, todas compartiendo la misma vibración del núcleo (la tierra), a la vez que tendrán sus propias vibraciones únicas. Cada ciudad tiene su propia y única vibración o propósito significativos. Cada una de estas ciudades contribuye con su propia vibración única para conformar el todo del planeta, así como contiene la energía del planeta mismo. Las ciudades también están todas conectadas entre sí con el fin de apoyar al planeta. En pocas palabras: La Tierra es un núcleo central con su propio propósito y tema. Tiene ramales extendiéndose que son las ciudades de luz. Cada ciudad comparte el propósito y el tema de la tierra. Cada ciudad está conectada a todas las demás ciudades de luz. El tema o modelo energético para cada ciudad es, otra vez, el mismo que para toda la creación. Cada ciudad será un eje central en sí mismo con su propio tema individual, que contribuye con el tema principal del planeta Tierra. El centro de cada ciudad también contendrá la frecuencia de mayor vibración de la Fuente y de la tierra misma. Cada ciudad también tendrá ramales que vibran de manera única, pero también comparten el tema energético principal de la ciudad. Los ramales de cada ciudad son las personas que residen allí. Todos comparten el mismo tema o propósito de la ciudad. Esto se manifiesta dentro de cada persona al compartir el mismo propósito y pasión. Además, cada residente tendrá su propio propósito y pasión muy singulares, que al combinarse con otros residentes, constituyen y contribuyen con el tema de la ciudad, que a su vez contribuye con el tema o vibración de la tierra, que a su vez contribuye con el tema o vibración del sistema solar, y así sucesivamente. En otras palabras, un microcosmos. ¡Uf! En resumen: Cada ciudad tiene en su núcleo (o centro) una conexión con la Fuente. Cada ciudad tiene también su propio y único propósito y tema. Cada residente comparte el mismo propósito y tema de la ciudad. Cada residente posee también un único tema o pasión que contribuye y apoya al tema de la ciudad. Tu Experiencia Muy Real Imagina estar muy consciente de quién eres. Tú ERES tus dones y talentos especiales. Los vibras naturalmente. Te vienen sin ningún esfuerzo. Te encanta quién eres y estás simplemente siendo. No vibras exactamente igual a nadie más. Tu energía en particular es exclusivamente tuya... una perfecta recopilación de tus increíbles dones y talentos que se traducen en una condición de ser que sólo tú posees. Nadie expresa su don en particular de la misma manera que lo haces tú. Te despiertas cada mañana feliz de estar vivo. Apenas puedes esperar para ser y hacer lo que viniste a ser y hacer. Tienes una pasión y alegría por donde eliges dirigir tu vibración... para lo que, cómo, y cuándo eliges crear. Las oportunidades para la expansión y creación son interminables. Vives en una comunidad en donde todo es armonía y equilibrio. Tu comunidad en particular tiene, en su núcleo, una vibración en particular con la que resuenas. Hay otras comunidades en tu hermoso planeta y cada una tiene su propia vibración, o tema. Cada comunidad está en resonancia vibratoria con esa misma identidad vibratoria única del lugar geográfico en la Tierra donde se encuentra localizada. Tú estás muy conectado con los de tu comunidad, ya que pertenecen a tu familia álmica. Se recuerdan y conocen bien unos a otros. Tienes un gran amor, cuidado y aprecio por tu familia puesto que han estado juntos desde que comenzó el tiempo. Están dichosos de estar en presencia unos de otros. Tú eres conocido por lo que eres y por cómo vibras, por lo que cuando tu comunidad necesita llenar un nicho, tú eres quien lo llena naturalmente. Se espera que lo hagas, ya que eres muy reverenciado por quién eres, y tu vibración natural completa la perfecta armonía y equilibrio de tu comunidad. No necesitas estar “apagado” ni “prendido”, pues continuamente estás siendo y haciendo tus dones, talentos, alegría y pasión, todo sin esfuerzo. Estás en perfecta alineación con la energía de la Fuente. Tu comunidad interactúa en perfecta armonía con la naturaleza, con los espíritus de la naturaleza, con los planetas, y con toda vida. Todo está representado, es necesitado, valorado y aceptado. Lo que no es necesario no existe, pues no habría necesidad de crearlo y podría por lo tanto, no ser sostenido por el pensamiento y la experiencia. Tu comunidad utiliza y fluye con la energía de las alineaciones planetarias, ya que también son parte del todo. Cada uno de ustedes tiene una vibración específica e individual junto con la idéntica vibración del todo. Todos y cada uno tienen un nicho perfecto y todo es sin esfuerzo. Tus necesidades son cubiertas continuamente en todo momento, por lo tanto, nunca hay una experiencia de gastar tu energía en una dirección que no apoya TU expresión. La energía de la Fuente fluye sin resistencia, pues te das cuenta de que tú mismo eres una extensión de la Fuente. Existe una comunicación y visitas regulares de seres de luz y seres de otras dimensiones. El conocimiento superior es de fácil acceso y experimentar otros mundos es algo común. Todos ustedes están unidos en el mismo objetivo y avanzan en la misma dirección, sin necesidad de ningún tipo de resistencia, creando un canal continuo para la energía de la Fuente. Todos ustedes son uno. El arte y la creación abundan. Obras de arte de calidad hechas a mano llenan tu hogar y realzan tu entorno. Te hace sentir bien sólo tenerlos alrededor. Te elevan. Estas creaciones son una contribución de cada persona al compartir y expresar quienes son, como lo son las tuyas. La arquitectura es magnífica. Hay ruedas hidráulicas, molinos de viento, y formas inusuales de aprovechar la abundante energía que siempre los rodea. Todas las creaciones estructurales están en perfecta armonía y alineación con la naturaleza. No hay sistema monetario, ya que toda necesidad es cubierta por alguien que está expresando y siendo sus dones y talentos, su pasión y alegría. Todo se da libremente. Para vivir en tu comunidad, sólo necesitas ser, expresar, y permitir. Ser quien eres al nivel más profundo (desde tu alma), expresarte a través de tus creaciones, y permitir que la energía de la fuente se vierta a través de ti. ¿Ya No Más “Trabajar”? En los reinos superiores siempre tenemos todo lo que necesitamos. En el Nuevo Mundo todas nuestras necesidades serán cubiertas de dos maneras: 1. Cada residente de cada comunidad contribuirá al perfecto y armonioso funcionamiento de la comunidad a través de su única y especial pasión y don. Este es el don de lo que ellos son después de haber completado mucha de su limpieza y depuración a través del proceso de ascensión. Lo que no contribuimos nosotros mismos será contribuido a través de otro. Y cada uno de nosotros simplemente estará siendo; siendo lo que somos sin ningún esfuerzo requerido. Cualquier cosa que no sea contribuida a través de la existencia de la pasión y creaciones de otro, no será necesaria, ya que no puede existir una necesidad sin una persona que la satisfaga. Pasiones por pasiones, alegrías por alegrías, y todos en total felicidad y conexión con la Fuente. 2. Nuestras necesidades también serán cubiertas a través de nuestra conexión y alineación con la tierra y el cosmos. Cada cosa existente en el universo tiene una vibración única y afecta y contribuye al todo. A medida que aprendemos a vivir en estas comunidades en total alineación con los planetas y cuerpos celestes (el sol y la luna), ellos apoyarán la creación de otra manera. La tierra contiene todo lo que necesitamos para sobrevivir en ella. Hemos olvidado cómo utilizar sus dones. Nos hemos vuelto desconectados. Vamos a aprender muchas nuevas formas de satisfacer nuestras necesidades a través de sus recursos ya que nosotros seremos parte de ella. Otras formas de crear también se utilizarán y todas tienen que ver con la alineación. Volvernos uno con la tierra será un componente vital y necesario. Se hablará mucho más sobre esto en los futuros libros La Vida En Los Reinos Superiores, ¡ya que esto es toda una nueva historia en sí misma! Conforme el Nuevo Mundo empieza a formarse, muchos tendrán experiencias que servirán para animarlos a “llegar”. Las viejas estructuras realmente empezarán a caer y funcionar mal en el preciso momento en que muchos sentirán un fuerte deseo de hacer algo diferente. Así es como se produce la evolución y la creación. Todo al mismo tiempo. Viejos empleos y carreras comenzarán a fallar, ya que se producirá de repente un tiempo de no conseguir ningún negocio ni recibir dinero. Esta es una indicación de que ya no estás residiendo en esa realidad. Ya no se te está apoyando porque has avanzado una muesca y ahora estás vibrando en otra parte. Tienes un rol diferente y superior. Para los sanadores, su negocio de repente podría secarse pues ahora están vibrando más allá de la necesidad de dar o recibir sanaciones. La sanación no existe en los reinos superiores... ¿recuerdan? Y cuando las estructuras y los negocios que se crearon en la realidad del viejo mundo ya no pueden servirnos (ya que hay demasiados aros que saltar y todos ellos giran en torno al dinero y la costumbre de dar para poder conseguir, etc.), muchos literalmente tendrán que crear otra manera de sobrevivir. El Nuevo Mundo descrito en los párrafos anteriores es, sin duda, la manera más alta, pero a medida que el proceso comienza a desarrollarse, muchos pasos van a llegar primero. La mayoría de los habitantes de la tierra no son trabajadores de la luz, por lo tanto, ellos avanzarán mucho más lento y a un ritmo y realidad que mejor se ajuste a lo que ellos creen que puede suceder. No hay ningún juicio aquí puesto que los trabajadores de la luz siempre han sido una raza aparte, pero prácticamente todo el mundo eventualmente ya no estará interesado en “lo viejo”. Simplemente ya no se sentirá bien ni apropiado y esto creará un anhelo o un deambular hacia otra cosa. Esto es parte del dejar ir. ¿Ya Puedo Entrar? Debido a que los trabajadores de la luz han venido a liderar el camino y ayudar a otros a “llegar” a una realidad nueva y de mayor vibración, ellos serán los primeros en empezar a crear este Nuevo Mundo con estas nuevas comunidades de luz. Estas comunidades estarán entonces firmemente establecidas y listas para que llegue cualquier otra persona. Cuando creemos en algo, entonces se vuelve real para nosotros. A medida que muchos más empiezan a estar dispuestos a dejar ir lo viejo, ya que se ha vuelto insoportable e inmanejable, ellos entonces empezarán a estar dispuestos a creer y dejar entrar algo nuevo. Y como toda creación existe dentro de las jerarquías dimensionales, las personas empezarán a llegar a estas comunidades cuando estén coincidiendo con las vibraciones de estas realidades superiores. Recuerden, ¡no se concede acceso a ninguna parte hasta que estemos SIENDO donde o lo que queremos! Aunque muchos han sostenido la visión de un planeta de mayor vibración ya desde hace algún tiempo, es muy diferente cuando finalmente empieza a llegar. Verán, nosotros teníamos que serlo antes de poder crearlo. Y como estamos siendo apoyados y vigilados por todo el cosmos, éste es un tiempo muy emocionante en verdad. Llegar a este espacio del Nuevo Mundo puede dejar algunos escombros en nuestro camino, así como una sensación de gran pérdida, a pesar de que finalmente sintamos que estamos en algún lugar Nuevo. ¿Cómo sabemos que vamos por buen camino y que realmente estamos conectados?
www.manantialcaduceo.com.ar/libros.htm

Publicar un comentario