sábado, 6 de noviembre de 2010

εν το παν, Hen to Pan (El Uróboros )

  El uróboros u ouroboros es un símbolo ancestral que muestra a un gusano, una serpiente o un
  dragón engullendo su propia cola y formando así un círculo.
 Según la Enciclopedia Británica, el Uróboros u Ouraboros, es la emblemática serpiente del 
  antiguo Egipto y la antigua Grecia, representada con su cola en su boca, devorándose 
  continuamente a sí misma. Expresa la unidad de todas las cosas, las materiales y las espirituales, 
 que nunca desaparecen sino que cambian de forma perpetua en un ciclo eterno de destrucción y 
  nueva creación.

  En algunas representaciones antiguas, el uróboros u ouroboros aparece complementada con 
   la inscripción griega (hen to pan), es decir Todo es Uno. Se asocia a la alquimia. Representa la 
   naturaleza cíclica de las cosas, el eterno retorno y otros conceptos percibidos como ciclos que 
   comienzan de nuevo en cuanto concluyen. En un sentido más general simboliza el tiempo y la 
   continuidad de la vida. En algunas representaciones el animal se muestra con una mitad clara y 
  otra oscura haciendo recordar la dicotomía de otros símbolos similares como el yin y yang. En la 
   Alquimia, el Ouroboros simboliza la naturaleza circular de la obra del alquimista que une los 
   opuestos: lo consciente y lo inconsciente. Siendo igualmente un símbolo de purificación, que 
    epresenta los ciclos eternos de vida y muerte. 
   El registro más antiguo de su aparición es en un libro de Alejandría, en el siglo II, que decía hen to 
    pan, o "todo es uno". Aquí ya se lo presenta mitad blanco, mitad negro, demostrando la dualidad 
   presente en todo.
  (De la Red)

Publicar un comentario