jueves, 23 de febrero de 2012

A veces ...

Se nos olvida que tenemos la oportunidad de ser felices y no serlo.
Que no depende únicamente de las circunstancias, sino de como somos capaces de manejar
esas situaciones; no es únicamente el escenario, sino a que prestamos atención de ese escenario.
Es frecuente observar como sobrestimamos el poder de lo externo y subestimamos la capacidad
que tenemos para ser de nuestra vida una feliz experiencia.

Publicar un comentario