jueves, 12 de marzo de 2009

El Silencio Habla - Eckart Tolle

Un verdadero profesor espiritual no tiene nada que enseñar
en el sentido convencional de la palabra;
no tiene nada que darte o añadirte,
ya se trate de nueva información,
de creencias o de reglas de conducta.

Su única función consiste en ayudar a librarte de aquello
que te aleja de la verdad de lo que eres y de lo que sabes
en el fondo de tu ser. El profesor espiritual está allí para
descubrirte y revelarte esa dimensión de profundidad
interna que también es paz.

Eckhart Tolle
Publicar un comentario